Capítulos Todos
Antiguo Testamento
Nuevo Testamento
navigate_before Isaías 6 Isaías 8 navigate_next

Isaías 7

Visualización :

1 Y ACONTECIÓ en los días de Acaz hijo de Jotam, hijo de Uzías, rey de Judá, que subió Rezín, rey de Siria, y Peca hijo de Remalías, rey de Israel, a Jerusalem, para combatirla; mas no pudieron prevalecer contra ella. 2 Y cuando fué dado aviso a la casa de David, diciendo: la Siria se ha confederado con Efraim, conmovióse su corazón, y el corazón de su pueblo, como se agitan los árboles del bosque delante del viento.

3 Entonces dijo Jehová a Isaías: Sal pues a encontrarte con Acaz, tú y Sear-jasub tu hijo, al término del conducto del estanque superior, en la calzada del campo del batanero. 4 Y le dirás: ¡Ten cuidado, y estáte quieto! ¡no temas, y no se desfallezca tu corazón, a causa de estos dos cabos de tizones humeantes; a causa de la ira furiosa de Rezín y Siria, y del hijo de Remalías! 5 Por cuanto la Siria ha dado contra ti un consejo malicioso, Efraim también y el hijo de Remalías, diciendo: 6 ¡Subamos contra Judá, y hostiguemos la ciudad, y efectuemos en ella una brecha, y pongamos un rey en medio de ella, a saber, al hijo de Tabeal! 7 así dice Jehová el Señor: ¡No tendrá efecto, ni subsistirá! 8 Porque la cabeza de Siria es y será Damasco, y la cabeza de Damasco, Rezín; mientras que dentro de sesenta y cinco años más, Efraim será quebrantado, y dejará de ser pueblo. 9 También la cabeza de Efraim es y será Samaria, y la cabeza de Samaria, el hijo de Remalías. Si no creyereis, no tendréis estabilidad. 10 Y tornó Jehová a hablar a Acaz, diciendo: 11 Pide para ti una señal de parte de Jehová tu Dios; en lo profundo pídela, o en lo alto arriba. 12 Mas dijo Acaz: No la pediré, ni tentaré a Jehová. 13 Y el profeta contestó: Oíd pues, casa de David: ¿Os es tan poca cosa cansar a los hombres, que querréis cansar también a mi Dios? 14 Por tanto el Señor mismo os dará una señal: He aquí una virgen que concibe y da a luz un hijo, y le da el nombre de EMMANUEL. 15 Requesones y miel comerá, hasta que sepa desechar lo malo y escoger lo bueno; 16 porque antes que sepa el niño desechar lo malo y escoger lo bueno, será abandonada la tierra, a causa de cuyos dos reyes tú estás aterrado. 17 Esto empero, traerá Jehová sobre ti, y sobre tu pueblo, y sobre la casa de tu padre, días cuales nunca han venido desde el día que Efraim se apartó de Judá; Jehová traerá sobre ti al rey de Asiria. 18 Y será que en aquel día silbará Jehová a la mosca que está en lo más lejano de los ríos de Egipto, y a la abeja que está en la tierra de Asiria; 19 las cuales vendrán y asentarán todas ellas en los valles desolados, y en las hendiduras de las peñas, y en todos los zarzales, y en todas las dehesas. 20 En aquel día rasurará el Señor con una navaja alquilada, que está más allá del río, es decir, con el rey de Asiria, desde la cabeza hasta el pelo de los pies; y quitará también la barba. 21 Y sucederá que en aquel día, un hombre guardará la vida a una vaca y a dos ovejas; 22 y será que a causa de la abundancia de la leche que den, comerá requesones; porque requesones y miel comerán todos los que fueren dejados en la tierra. 23 Pues sucederá que en aquel día, , sucederá que todo lugar en donde hubiere habido mil vides, del valor de mil siclos, será abandonado a las zarzas y los espinos. 24 Con flechas y arco irán allí los cazadores; porque toda la tierra será zarzas y espinos. 25 Y en cuanto a todas las colinas que ahora se labran a azada, tampoco te llegarás allí por temor de zarzas y espinos; sino que serán para enviar allí el ganado vacuno, y para ser holladas de ovejas.

navigate_before Isaías 6 Isaías 8 navigate_next
arrow_upward Arriba