Capítulos Todos
Antiguo Testamento
Nuevo Testamento
navigate_before Isaías 23 Isaías 25 navigate_next

Isaías 24

1 HE aquí que Jehová vaciará la tierra, y la dejará desierta, y cual vaso, la volverá boca abajo, y dispersará sus habitantes. 2 Y sucederá que como al pueblo. así le irá al sacerdote; como al siervo, así a su amo; como a la criada, así a su señora; como al comprador, así al vendedor; como al prestador, así al que toma prestado; como al acreedor, así al deudor. 3 La tierra será enteramente vaciada y completamente saqueada; porque Jehová ha hablado esta palabra. 4 La tierra se pone de luto y se marchita, el mundo desfallece y se marchita; desfallece la gente encumbrada de la tierra. 5 La tierra también es profanada bajo sus habitantes; porque traspasaron la ley, cambiaron el estatuto, y quebrantaron el pacto eterno. 6 Por tanto la maldición ha devorado la tierra, y los que habitan en ella son culpables: por tanto son abrasados los habitantes de la tierra, y pocos hombres son dejados en ella. 7 La vendimia llora, la vid desfallece; suspiran todos los joviales de corazón. 8 Cesó ya la alegría de los panderos, acabóse la algazara de los que hacen fiesta, cesó la alegría de la cítara. 9 No se beberá el vino con canciones; amargo será el licor embriagante a los bebedores de él. 10 Derribada está la ciudad de confusión; cerrada está toda casa, de modo que nadie pueda entrar. 11 Hay clamores por el vino en las calles; se ha acabado ya todo regocijo; la alegría es desterrada de la tierra. 12 Lo que queda en la ciudad es desolación, y la puerta está derribada hasta quedar en ruinas. 13 Pues así será Jerusalem en medio de la tierra, entre los pueblos; como el vareo del olivo, como rebuscos cuando se haya acabado la vendimia. 14 Estos pocos levantarán la voz y cantarán; por la majestad de Jehová alzarán el grito desde la mar. 15 ¡Por tanto, en las regiones orientales glorificad a Jehová, en las islas del mar ensalzad el nombre de Jehová, el Dios de Israel! 16 Desde el extremo de la tierra hemos oído canciones: ¡Gloria al justo! mas yo dije: ¡Mi desdicha! ¡mi desdicha! ¡ay de mí! ¡los engañadores engañan, sí, con engaño los engañadores engañan! 17 ¡El espanto y el hoyo y el lazo están sobre ti, oh habitador de la tierra! 18 Y sucederá que el que huyere de la voz que espanta, caerá en el hoyo, y el que subiere de en medio del hoyo, quedará preso en el lazo; porque las ventanas desde lo alto están abiertas, y se bambolean los cimientos de la tierra. 19 ¡Completamente quebrantada está la tierra! ¡completamente despedazada está la tierra! ¡completamente sacudida está la tierra! 20 tambalea la tierra como un borracho; se columpia de acá para allá como hamaca, y pesa sobre ella su transgresión; y caerá, y no volverá a levantarse. 21 Y acontecerá en aquel día, que Jehová castigará al ejército de lo alto en el alto, y a los reyes de la tierra sobre la tierra; 22 y serán juntados como se juntan los presos en el calabozo, y estarán encerrados en la cárcel; y después de muchos días serán sacados al suplicio. 23 ¡Y la luna será abochornada, y el sol se avergonzará; por cuanto Jehová de los Ejércitos reina ya en el Monte de Sión, y en Jerusalem, y delante de sus ancianos, gloriosamente!

navigate_before Isaías 23 Isaías 25 navigate_next
arrow_upward Arriba