Capítulos Todos
Antiguo Testamento
Nuevo Testamento
navigate_before 1 Samuel 22 1 Samuel 24 navigate_next

1 Samuel 23

1 Y FUÉ dado aviso a David, diciendo: He aquí que los Filisteos están peleando contra Ceila y saqueando las eras. 2 Entonces David consultó a Jehová, diciendo: ¿Iré y heriré a estos Filisteos? Y Jehová respondió a David: Vé y hiere a los Filisteos, y salva a Ceila. 3 Mas los hombres de David le decían: Ya ves que estamos con miedo aquí en Judá, ¿cuánto más si fuéramos a Ceila a pelear contra las tropas de los Filisteos? 4 Por lo cual David consultó a Jehová otra vez más. Y respondió Jehová, diciendo: Levántate, desciende a Ceila; porque yo entregaré a los Filisteos en tu mano. 5 De manera que David fué con sus hombres a Ceila; y peleó contra los Filisteos, y llevóse sus ganados; y a ellos los hirió con gran destrozo: así salvó David a los habitantes de Ceila.

6 Y fué así que al escaparse Abiatar hijo de Ahimelec a donde estaba David, en Ceila, había llevado en su mano el Efod. 7 Y fué dado aviso a Saúl de que David había ido a Ceila. Entonces dijo Saúl: Le ha desamparado Dios, entregándole en mi mano; ya que él mismo se ha encerrado, entrando en una ciudad de puertas y barras. 8 Por lo cual Saúl llamó a campaña a todo el pueblo, para descender a Ceila, a fin de sitiar a David y sus hombres. 9 Mas David llegó a saber que Saúl tramaba el mal contra él, y dijo al sacerdote Abiatar: Trae el Efod.

10 Entonces dijo David: Jehová, Dios de Israel, tiene tu siervo inteligencia cierta de que Saúl procura venir a Ceila, para destruir la ciudad por mi causa. 11 ¿Me entregarán los vecinos de Ceila en su mano? ¿Descenderá Saúl conforme ha oído decir tu siervo? Jehová, Dios de Israel, ruégote lo manifiestes a tu siervo. Y respondió Jehová: , descenderá. 12 Preguntó entonces David: ¿Me entregarán los vecinos de Ceila a mí y a mis hombres en mano de Saúl? A lo cual le respondió Jehová: , os entregarán. 13 Levantóse pues David con su gente, que eran como seiscientos hombres, y salieron de Ceila, y fueron a dondequiera que pudieron irse. Y fué dado aviso a Saúl de que David se había escapado de Ceila; por lo cual desistió de salir. 14 David pues se quedó en el desierto, en lugares fuertes, y habitaba en un monte en el desierto de Zif: entre tanto le buscaba Saúl todos los días; mas no le entregó Dios en su mano.

15 Y vió David que había salido Saúl en busca de su vida. Estaba David a la sazón en el desierto de Zif, en un bosque espeso. 16 Entonces se levantó Jonatán hijo de Saúl, y fué a David dentro del bosque, y fortaleció sus manos en Dios. 17 Y le dijo: No temas; porque no te hallará la mano de Saúl mi padre. Tú pues reinarás sobre Israel, y yo seré el segundo, después de ti; y también mi padre Saúl lo sabe así. 18 E hicieron los dos un pacto delante de Jehová: y se quedó David en el bosque, mas Jonatán se fué a su casa.

19 Entonces subieron los Zifeos a donde estaba Saúl, en Gabaa, y le dijeron: ¿No se esconde David entre nosotros, en los lugares fuertes de lo más enmarañado del collado de Haquila, que está a la derecha de Jesimón? 20 Ahora pues conforme a todo el deseo de tu alma, oh rey, desciende presto, y de nuestra parte será entregarle en manos del rey. 21 A lo que respondió Saúl: ¡Benditos seais de Jehová! porque os habéis compadecido de mí. 22 Ruégoos vayáis, y os cercioréis todavía más, y conoced y ved su lugar, donde suele tener su asiento, y averiguad quién le haya visto allí; porque se me ha dicho que se maneja con muy grande astucia. 23 Ved pues, e informaos de todos los escondrijos donde él acostumbra ocultarse, y volved a traerme la certeza: luego yo iré con vosotros; y será que si estuviere en la tierra, le buscaré con empeño entre todos los millares de Judá. 24 Y ellos levantándose, fueron a Zif, delante de Saúl. Y David con sus hombres estaba en el desierto de Maón, en el Arabá, a la derecha de Jesimón. 25 Luego partió Saúl con sus hombres para buscarle; de lo cual avisado David, descendió al peñón, y se quedó en el desierto de Maón. Y cuando lo supo Saúl, siguió en pos de David dentro del desierto de Maón. 26 E iba Saúl por un lado del monte, y David con sus hombres por el otro lado: y David se fugó con zozobra, huyendo a causa de Saúl; pues Saúl y sus hombres iban cercando a David y sus hombres para apresarlos. 27 En esto vino un mensajero a Saúl, diciendo: ¡Anda ligero, que los Filisteos han hecho una irrupción en la tierra! 28 Por lo cual volvióse Saúl del perseguimiento de David, y fué al encuentro de los Filisteos: por tanto fué llamado aquel sitio: Peñón de Escapadas. 29 En seguida David subió de allí, y establecióse entre los lugares fuertes de Engadí.

navigate_before 1 Samuel 22 1 Samuel 24 navigate_next
arrow_upward Arriba